Translate

martes, 25 de abril de 2017

La monturita

Me llegó hace días (por supuesto el tiempo atmosférico también se ha enterado) la montura ultraportable Sky watcher star adventure con la cual pretendo mantener un ritmo observacional desde Sevilla capital.

El tamaño es ideal para no ir cargado.


Esta pequeña montura la coloco sobre el trípode fotográfico que me ha acompañado tantas tardes de "pajareo".

El conjunto viene con una cuña para alinear lo más perfectamente la polar con dicha montura.


Lo de "perfectamente" es cuestionable, ya que posee un apriete que afecta a la correcta alineación. Lease que cuando está bien orientada la montura al apretar el tornillo se desplaza, por lo que es necesario estimar el desplazamiento para corregirlo antes de apretar el tornillo de sujección.

Con un poco de práctica este detalle es perfectamente solventable.

Comencé colocando el objetivo zenitar 16mm que no había probado todavía, dándome astrométrica un campo de unos 40 grados.


Aparece con esta combinación el problema de la saturación. En un cielo rural como el de Osuna las luces de la localidad llevaban a la saturación la ccd con unos 80 segundos. Por lo que pude comprobar, con unos 70 segundos me acercaba al límite de saturación.



En Sevilla capital estas exposiciones son impensables ya que en muchos menos segundos se llegará a la saturación.

Pasé  a colocar el objetivo Tair3 sobre la montura, para ello eché mano de la pieza que trae donde se acopla la barra y el contrapeso quedando la construcción siguiente.


Con dicha configuración pasé a realizar exposiciones para comprobar hasta que tiempos podía confiar en la montura.

Las siguientes imágenes son recortes para mostrar la calidad de imagen y del seguimiento de la montura.

Con 60 segundos obtenemos esta imagen:


donde se llegan a estrellas de magnitud 14,5.

Con 90 segundos ya se nota la deriva, como puede comprobarse en la imagen.


Y con 120 segundos era notoria la deriva.


Seguramente la deriva pueda corregirse con una alineación más ajustada que la que hice esa noche (el tiempo atmosférico no me ha permitido probarlo).

La combinación se muestra perfecta para escaparse al campo con muy poco peso si no queremos cargar con montura pesada y tubo óptico, ya que llegar hasta la 14,5 ya es un logro.

El "fallo" de la monturita viene por la vía de localizar objetos en el cielo, ya que si quiero moverme por campos de 2 grados necesitaré cuando menos poder aproximarme a la posición necesaria para localizar la estrella a medir.
 La montura claramente está diseñada para montar equipos de campo amplio donde realmente no se necesitan coordenadas para localizar un objeto.
La falta de unos círculos graduados es la pega más grande que podemos achacarle a la montura. Esta imagen muestra el círculo de declinación ,sin ningúna señal que pueda indicar a que declinación estamos mirando.


Y lo que parece el círculo de ascención recta realmente es medio círculo, el otro medio no trae marca alguna.



En resumen, para usarla con una cámara fotográfica y objetivos es perfecta, para hacer fotometría con el Tair3 necesito hacer un poco de bricolaje para tener información de hacia donde apunta la montura.

Como posibilidad aparecen en mi cabeza el hacer yo mis propias "marcas" sobre los círculos o acoplar un movil con programa astronómico y alinearlo perfectamente con el objetivo fotográfico. Estos bricolajes tendrán que esperar en la cola de proyectos que aún buscan un rato de tiempo libre para ser realizados.


4 comentarios:

Rafa G. Farfán dijo...

Bueno....pues haciendo un poco de Mac-Giver parece que la montura puede darte apaño en Sevilla, no? No es mala noticia.

José Mª Fernández dijo...

En Sevilla, para las ccd yo creo que el principal problema es la contaminación lumínica que satura las tomas. En Osuna o en el campo se pueden hacer tomas de 120 segundos y el tair3 podría llegar a magnitud 15. En Sevilla lo mismo con 30 segundos se satura la ccd obligando a realizar exposiciones más cortas y por consiguiente perdiendo en las tomas muchas estrelllas débiles.

Francisco Soldán dijo...

Yo en Dos Hermanas no puedo pasar de 40 s. Ya satura el cielo. Pero no hay que desanimarse!

José Mª Fernández dijo...

En el próximo fin de semana que baje a Sevilla me subo a la azotea para probar los tiempos que permitiría esta combinación desde Sevilla.